SafeNews

Tips

Tips

¿Citas online o cara a cara?

¿Citas online o cara a cara?

Aunque las aplicaciones de citas son una forma muy común de conocer a otras personas hoy en día, todavía hay muchas personas que prefieren las citas tradicionales, más naturales y románticas.

Porque elegir una u otra opción es una pregunta personal y podríamos debatir largamente sobre el tema. A continuación, te presentaremos las ventajas de usar una aplicación o una web para tus citas así como los puntos a favor de conocer a alguien fuera de la red.

Citas online

Las citas online están en el mercado desde los años 90 y cada vez son mejores a medida que pasan los años. Los solteros tienen cada vez más opciones, los sitios web de citas están agregando tecnología más impresionante y las tasas de éxito son cada vez más altas.

Con casi 8,000 sitios web de citas, hay una web de citas prácticamente para cada persona. Y puedes navegar por ellas desde la comodidad de tu sofá. Además, casi todos los sitios de citas ofrecen una prueba gratuita, por lo que no tendrás que pagar nada para probarlo.

Pero, sin duda, la ventaja más grande es que hay millones de solteros en un mismo sitio.

Cuando estás en un bar o una fiesta, probablemente hay más de 50 personas y no sabes quién es el/la que está soltero/a.

Al fin, la citas en líneas funcionan. Un estudio revela que 1 de 5 relaciones empiezan en línea (el 20%) y casi el mismo número para las parejas que se casan.

Citas tradicionales

Antes de las citas en línea, la única manera de conocer a alguien era saliendo, en fiestas, bares, actividades, a través de amigos en común, etc. ¡Y aún se puede hacer perfectamente!

La gran ventaja de las citas tradicionales es que puedes directamente determinar si hay una atracción química con la persona. Con las citas en línea sólo puedes ver fotos y recibir mensajes. Por supuesto, la persona te puede parecer atractiva y divertida, pero la química podría fracasar una vez que vayas a esa primera cita. Por alguna razón, a veces la chispa desaparece en persona. Con las citas presenciales pierdes menos tiempo y sabes directamente si vale la pena seguir conociendo a la otra persona.

Además, es más difícil mentir a la cara que detrás de la pantalla del ordenador o móvil. Es por esta misma razón que tienes que tener cuidado. Nunca debes dar información confidencial a alguien por internet (aunque haga meses que estéis hablando a través del chat).

No hay una opción mejor que la otra. Puedes probar los dos tipos de citas y elegir lo que a ti te hace sentir más cómodo/a.