SafeNews

Caregiving

Caregiving

La carencia en la atención de los mayores y la consecuente aparición de medidas paralelas

La carencia en la atención de los mayores y la consecuente aparición de medidas paralelas

No es ningún secreto que España está cada vez más envejecida, os hemos hablado de ello con anterioridad en el blog. Lo más obvio es pensar que, a medida que la esperanza de vida aumenta, también lo hacen las medidas de cuidados y asistencia a las personas mayores pero no siempre es así.

La realidad es que España envejece pero no se responden a las necesidades de cuidados de mayores como se debería. Algunos sindicatos, como el Sindicato de Enfermería (Satse) ya han denunciado esta situación y esperan que se tomen medidas y se satisfagan las necesidades de cuidado de las personas mayores cuanto antes.

Según el informe “Health and Glance 2018” de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), España es el país de Europa que cuenta con una esperanza de vida más alta, con 83,5 años de media en contraste con la media europea que es de 81 años. No obstante, resulta paradójico que sea uno de los países con menos personal en sanidad y asistencia, con 5 enfermeros por 1.000 habitantes mientras que en el resto de Europa, aunque la esperanza de vida es más baja, superan los 8 enfermeros por 1.000 habitantes.

Este mismo informe también apunta a que en el futuro aumentarán las necesidades de atención sanitaria y la demanda de cuidados de larga duración. Frente a esta situación no hay duda de que se necesitan implementar medidas que aseguren una atención segura y de calidad.

Como respuesta a esta situación han nacido aplicaciones y servicios que pretenden paliar esta carencia y dar la atención necesaria a la gente mayor, creando una nueva vía de atención a la dependencia, una vía tecnológica. En un post anterior presentamos algunas de las aplicaciones más destacables como Daylio, Be My Eyes, Happify o nuestro localizador familiar Safe365, para cuidar a los mayores de la familia desde la distancia.

Aunque estas herramientas no son una solución a la situación actual del país, en algunos aspectos pueden ser de gran utilidad para las personas mayores. Y es que, en un escenario en el que las medidas del estado no favorecen a la atención a las personas mayores y a la sanidad en general, nacen empresas comprometidas con el segmento de la tercera edad y apuestan por la economía de plata o silver economy.

Pero ¿qué es exactamente la economía de plata? Pues bien, se conoce como economía de plata al conjunto de productos y servicios que las personas van a consumir por el hecho de ser mayores. Y lo cierto es que las compañías han apostado por este sector por diversos motivos. El primero es que, como ya hemos comentado, hay una necesidad real de prestar atención a las personas mayores, el gran sector ignorado. El segundo motivo es que, al aumentarse la esperanza de vida, las empresas han visto una buena oportunidad de negocio porque en España una tercera parte del gasto total lo hacen las personas mayores de sesenta años, y está previsto que en 2050 se incremente hasta el 41%, según un informe del Instituto Alemán de Investigación Económica. El auge de la economía de plata es positivo y tiene gran importancia porque, además de satisfacer y mejorar la calidad de vida de las personas mayores, supone un impulso para la economía regional ya que, al crear servicios o productos nuevos, se crea empleo.