¿Por qué es tan importante el aprendizaje en la tercera edad?

Este artículo ha sido escrito por el octubre 21st, 2018 en Cuidados
Dos hombres juegan una partida de ajedrez

Dos hombres juegan una partida de ajedrez

 

Uno de los fenómenos sociales más significativos del siglo XX y que continuará durante el siglo XXI ha sido el incremento de la esperanza de vida de la población. Las sociedades occidentales están inmersas en un proceso de envejecimiento progresivo y las previsiones apuntan a que los adultos conformarán el grupo de edad más grande del mundo de aquí a 30 años.

El aumento de la esperanza de vida de la población y su posterior envejecimiento han comportado, por un lado, un cambio de paradigma en la concepción de la vejez – a día de hoy, el individuo que inicia esta etapa entre los 55 y los 60 años tiene aún por delante un largo recorrido vital – y, por el otro, una democratización del acceso a la formación – para vivir dignamente ya no basta con recibir una formación inicial durante la juventud, sino que es necesario formarse a lo largo de toda la vida –.

El aprendizaje y la formación continua son, por tanto, las bases del envejecimiento activo, un proceso que pretende romper con los estereotipos negativos que suelen asociarse a las personas mayores y que a la larga limitan sus contactos sociales, generan soledad, aislamiento y conllevan la pérdida de su rol en la sociedad.

Para ello, es básico tener un deseo constante de superarse a uno mismo para poder afrontar esta etapa de la vida en las mejores condiciones posibles. Es cierto que existen factores que pueden influir en detrimento del rendimiento del adulto mayor, pero en la mayoría de los casos pueden compensarse con una buena dosis de motivación.

Y es que alentar a las personas mayores a que sigan realizando actividades relacionadas con la formación y aprendizaje es, al mismo tiempo, fomentar su autonomía: cuanto más activas sean, estas se encuentran más adaptadas, viven con buen ánimo la vejez e incluso llegan a ser más longevas.

¿Qué oportunidades hay en España?

En España cada vez hay más oportunidades educativas para la Tercera Edad. Una de las posibilidades más atractivas es la Universidad para mayores, que ofrece la oportunidad a los adultos mayores de 55 años de ser estudiantes universitarios – por primera vez o de nuevo –, siguiendo unos programas formativos adaptados, pero con total rigor académico, impartidos por el mismo profesorado de la universidad y sin exámenes ni evaluaciones.

El plan de estudios de los programas se estructura en uno o dos años académicos que, a su vez, se dividen en dos semestres: de septiembre a enero y de febrero a junio; y, según las enseñanzas, los mayores dedican entre cuatro y ocho horas semanales a sus estudios. Este plan, que en España depende de las comunidades autónomas, cada vez tiene más éxito entre las personas mayores. Hemos hecho un listado de las universidades más destacadas:

Otra alternativa interesante es la de los cursos de iniciación digital. Hace ya un par de años que la Fundación Vodafone España renovó su página web dirigida a las personas mayores, incorporando una serie de sencillos cursos online para promover las ventajas que ofrecen los dispositivos móviles avanzados entre este colectivo. Así, estos usuarios tienen acceso a vídeo-píldoras formativas – de carácter gratuito y adaptadas al lenguaje de los mayores – que enseñan cómo utilizar los smartphones de una manera eficaz y sencilla, tanto para dispositivos Android como para iOS.

También existen cursos y talleres gratuitos promovidos por las mismas instituciones públicas – como los ayuntamientos u otras entidades… – que realizan actividades relacionadas no tan solo con el uso de los smartphones sino también con la iniciación en la informática: la fotografía digital, las redes sociales y muchos otros temas relacionados con la tecnología que utilizamos en nuestra vida cotidiana.

En función del territorio, son los municipios, entidades vecinales o centros cívicos los encargados de ofrecer este tipo de actividades y relacionados con otros temas más allá de la tecnología, con el fin de promover un envejecimiento activo entre el colectivo de la gente mayor. Es recomendable, en este sentido, que busquéis asesoramiento en el ayuntamiento de vuestro municipio.

Os dejamos una lista de algunos de los cursos y talleres que nos parecen más interesantes:

Estos cursos, que también los ofrecen varias entidades privadas, abarcan diferentes temáticas y están pensados para satisfacer cualquier tipo de demanda. Con el fin de estimular el aprendizaje de los mayores, opten por una opción u otra se sentirán más activos y, a la larga, más realizados.

Historias Safe365: Juan Carlos, Jonathan y un coche en llamas
Mangrove Capital Partners invierte en Safe365
Comparte este artículo